El programa DACA fue creado unilateralmente por el ex presidente Barack Obama para proteger de la deportación a los 800.000 jóvenes indocumentados que llegaron siendo niños a los Estados Unidos.

La mayoría de los republicanos consideran este programa como un abuso de poder del ex presidente Obama y dicen que es inconstitucional, por su parte, el presidente Trump dice que hay que darle prioridad a los nacidos en Estados Unidos y le dio al Congreso un plazo de 6 meses para establecer una ley que le de solución a esta situación, primando los intereses de los estadounidenses, de lo contrario se hará efectiva la suspensión del programa DACA.

Actualmente en el Congreso de los Estados Unidos hay cuatro proyectos de ley para solucionar la situación actual de los Dreamers que pretenden convertirse en “leyes” para que no puedan ser cancelados tan fácilmente por Trump como el programa Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA).

BRIDGE ACT

El proyecto de ley Bridge Act, presentado el 12 de enero del presente año, es básicamente una versión legislativa del actual DACA en la que los Dreamers tienen permiso de vivir, trabajar y estudiar en los Estados Unidos por tres años. Continuarán pagando la cuota para la solicitud, tendrán estrictos controles de antecedentes y deben cumplir con ciertos requisitos de estudio.

Estos jóvenes pueden hacer la solicitud de una extensión antes de que expire su permiso actual.

Este proyecto no ofrece una solución permanente a su estatus.

RAC ACT

El RAC Act es un proyecto de ley presentado el 9 de marzo de 2.017, como una vía para obtener la residencia condicional.

Consiste en que los jóvenes que llegaron a los Estados Unidos antes de enero del 2012 sin cumplir los 16 años, que han estado desde hace por lo menos 5 años en el país y hayan cursado o estén cursando estudios de educación superior o tengan autorización laboral, se les otorgue por 5 años una residencia condicional y pasados estos años se les otorgue una residencia permanente.

El DREAM ACT

En este proyecto de ley entrarían las personas que llegaron antes de los 18 años y que han permanecido 4 años continuos en los Estados Unidos. Deben tener diploma de secundaria y haber sido aceptados por una universidad.

Con el Dream Act los inmigrantes podrían obtener sus tarjetas de residencia permanente (Green Card) después de haber estado por un tiempo determinado en la universidad, graduarse o después de mantener su empleo por lo menos durante el 75% del tiempo de su permiso de trabajo.

AMERICAN HOPE ACT

El cuarto proyecto de ley, presentado el 28 de julio de 2017, American Hope Act (Ley de Esperanza Americana) protege a un número más amplio de indocumentados ya que no incluye requisitos de educación, trabajo o servicio militar.

Aplicaría para todas aquellas personas que hayan ingresado a los Estados Unidos siendo menores de edad antes del 31 de Diciembre de 2.016 y les otorgaría un estatus migratorio legal, primero la residencia permanente y más adelante la ciudadanía estadounidense si cumplen los requisitos.

“Estos jóvenes llegaron al país siendo unos niños y es el país que conocen, ellos se sentirían extraños en su propio país” son los argumentos de quienes los defienden.